Follow:
Dear Diary Mi diario Viajes

Los Viajes de En Mi Bolso- Niza

CINTA
2 Flares 2 Flares ×

Volvemos con la sección viajera y lo hacemos visitando la preciosa ciudad de Niza.

Os dejamos con Cinta.

¡Hola mis viajeros!

Después de este parón vacacional, retomamos los viajes con más fuerza. Y qué mejor para volver, que un destino playero y turístico muy cool: la costa francesa. Concretamente, la encantadora ciudad de Niza. Conocida por el famoseo que recorre sus calles y por su localización estratégica cerca de Cannes y Mónaco. Una ciudad donde el shopping es “pan nuestro de cada día” y las playas, simplemente, ideales.

Pertenece a una zona turística bastante importante de Francia, por sus playas y su localización. Además, es un destino bastante promocionado, por lo que encontramos también muchos monumentos, museos, parques… que la hacen aún más apetecible.  Así como su estilo neoclásico-belle époque, que le da un encanto bastante especial.  Una ciudad para caminar y disfrutar a pie.

Lo más popular de Niza, como ya he mencionado, son sus playas, tanto privadas como públicas. Situada en la llamada Bahía de los Ángeles, las hay con arena blanca, pero lo más normal es que sea de piedrecitas pequeñas; pero no se aprecia gracias al azul tan trasparente del agua, que te eclipsa.  Un lugar con bastante encanto en la costa, es el “Paseo de los ingleses”, donde se instaló una colonia británica, dejando así su huella en la costa de Niza.  Un paseo adornado con palmeras y edificaciones lujosas. Las colinas y palacios en ellas, así como los parques y zonas verdes también abundan. Uno de los palacios más emblemáticos es el El Fuerte Monte Albam, una joya en una colina, desde el cual se puede ver hasta Italia (a solo 30 km de Niza), por lo que las vistas son impresionantes.

Pero también tiene casco histórico, la Vieux Nice, cargada de monumentos y esculturas, tiendecitas, artesanía, pequeños bares y restaurantes coquetos. En el viejo Niza se encuentra aún ciertas tiendas situadas bajo los arcos medievales, recientemente restaurados, sobre todo en las calles Rue Pont-vieux y Rue de la Prefecture. Son también interesantes el Palacio de Justicia y el Palacio de la Prefectura, bellos edificios neoclásicos. El Ayuntamiento Hôtel de Ville, frente a la catedral de Sainte-Réparate, en el corazón de la vieja Niza, es uno de los lugares más animados, adecuado para descansar, tomar un café en una de las terrazas. La Plaza Massena, de las más importantes y llenas de vida. También se puede visitar la Basílica de Notre Dame, el puerto con sus increíbles yates y embarcaciones,  y la plaza de la Ilê de Beuté (muy chic). La Ópera, reconstruida a partir de un antiguo teatro, o los Jardines de Albert I: un espacio desde la mar hasta las colinas, construido a finales del siglo XIX, que es uno de los principales lugares de ocio y esparcimiento de los habitantes de la ciudad. Y, si tienes tiempo, no puedes perderte los museos: Musée des Beaux-Arts, Musée de Art Moderne e de Art Contemporain… entre otros.

La vida nocturna es para todos los gustos. Al ser tan turística, y en zona de playa, los bares tipo chill-out son los más típicos. La zona de Cours Saleva es la más atractiva para este ambiente. La Suite, Lafayette y Le Ghosty Gioffredo son caros, pero de los más chics. Y también hay varias discos, como la Thor, para estudiantes, y la Subway, donde ponen jazz y reggae en vivo.

Y, cómo no, el shopping. Las calles Paradis, Suede y la Avenida Jean Medicin son la cuna para ello.  Las tiendas más lujosas y chics se encuentran ahí, junto a las de souvenirs más cuquis. Pero también hay centros comerciales, y mercados artesanales callejeros, como el Cours Saleya. Puedes volverte loca como yo, comprando regalitos y trastos que después no sirven para nada, pero que son idealísimos.

Por último, otro de los lujos de esta ciudad, es la cercanía a otras también muy aptas para el turismo: Cannes, Mónaco, Montecarlo, Saint Tropez… Incluso está relativamente cerca de Italia, por lo que una visita al país de la bota también se hace apetecible. También el Carnaval, que le da turismo en invierno, y permite disfrutar de Niza desde otro punto de vista más cultural. Dura 15 días y recibe visitas de todo el mundo.

Una semana más, espero que os haya gustado este destino tan ideal. Os “veo” la semana que viene… quién sabe dónde!!

Saludos 😉

C.

 

Related:

Previous Post Next Post
2 Flares Twitter 2 Facebook 0 Pin It Share 0 2 Flares ×